“La campaña de captación de voluntarios es un nuevo reto cada año, ya que cada vez son más farmacias las que se animan a participar en la Jornada”

Una farmacia nos llama porque tiene una duda, un voluntario que no sabe la dirección de la farmacia que tiene asignada, una entidad que quiere aportar voluntarios a última hora en las farmacias que recogerán para ella… Multitud de pequeñas solicitudes llenas de la tensión inevitable de los días previos a la Jornada de Recogida de Medicamentos, que tuvo lugar el pasado sábado 20 de febrero de 2016. En esos momentos anteriores a la Jornada es donde más nos damos cuenta de la importancia que tiene el trabajo que, de manera incesante durante todo el año, realiza el equipo de Banco Farmacéutico formado por más de 50 voluntarios de acción continua en 12 provincias españolas.

La Jornada de Recogida de Medicamentos es un proyecto anual que cada año consigue donaciones de miles de fármacos nuevos para entidades asistenciales españolas que trabajan con personas sin recursos. Este año esta iniciativa solidaria ha celebrado su 9ª edición, ¿Qué hay detrás de estos días de solidaridad en las farmacias?

Todo empieza en el mes de septiembre, cuando visitamos las entidades asistenciales para las cuales recogemos medicamentos. Les ayudamos a realizar el pedido de medicamentos, a definir cada año mejor las cantidades que nos solicitan, a divulgar la iniciativa entre otras entidades que todavía no saben de la existencia de Banco Farmacéutico… Y es que hay personas que, aunque no lo parezca, no tienen garantizado el acceso a los medicamentos más básicos en España o bien no se pueden costear su gasto en medicamentos: personas que se encuentran en situaciones personales muy complicadas a causa de las drogas, el alcohol, la pérdida de un trabajo o la falta de un techo, y que están atendidas en centros asistenciales durante un tiempo. Son centros o servicios asistenciales de entidades como Cáritas o Cruz Roja, o tantos otros centros no tan conocidos por ser más pequeños pero que hacen una excelente labor de cuidado de estas personas, llevadas por profesionales que velan para que no les falte de nada en caso de estar enfermos o necesitar medicación.

El papel de las farmacias es crucial para el éxito de la Jornada de Recogida de Medicamentos, ¿cómo reciben esta iniciativa?

Durante los meses de noviembre y diciembre animamos a las farmacias a unirse en esta iniciativa solidaria. En Banco Farmacéutico sabemos que no pocos profesionales farmacéuticos optan por pagar la medicación de las personas de su barrio que no se lo pueden pagar. Cuando saben de una iniciativa como la Jornada de Recogida de Medicamentos nos transmiten su alegría por saber que existe una iniciativa para responder a la pobreza farmacéutica y así mejorar la salud de las personas más vulnerables de nuestra sociedad. El papel de los farmacéuticos es fundamental.

¿Cuál dirías que es el mayor reto que presenta este proyecto?  

Pues en enero y febrero llega uno de los puntos más difíciles del proyecto, que es conseguir que todas las farmacias tengan voluntarios el día de la Recogida de Medicamentos para ayudar a los farmacéuticos en la comunicación de la iniciativa a los ciudadanos. La campaña de captación de voluntarios es un nuevo reto cada año, ya que cada vez son más farmacias las que se animan a participar en la Jornada y, por lo tanto, son más los voluntarios que hacen falta para conseguir el éxito de la recogida. Este año, las farmacias se han implicado en esta campaña de búsqueda de voluntarios y estamos muy contentos con el compromiso que demuestran año tras año con la lucha contra la pobreza farmacéutica.

A parte de las entidades, farmacias y voluntarios, ¿cuáles son los otros rostros de la Jornada?

Para llevar a cabo esta gran jornada solidaria es imprescindible nuestro equipo de voluntarios de acción continua, que son nuestras manos allí donde no llegamos: visitando a las entidades asistenciales, llamando a las farmacias, asegurando que las farmacias tengan los voluntarios, recordando la fecha límite de inscripción en la iniciativa, remarcando la importancia de entender bien el funcionamiento de la Recogida de Medicamentos y visitando a las farmacias que se inscriben en la iniciativa. A todos ellos quiero transmitirles nuestro agradecimiento.

¿Algún otro aspecto a destacar? 

Me quedo con el mensaje que me envió una farmacéutica de Málaga justo después de participar en la Jornada de Recogida de Medicamentos: “Sólo quería daros las gracias. Soy una farmacéutica que ha participado en la Recogida de Medicamentos, hemos hablado por teléfono un par de veces para ultimar los detalles de la iniciativa. He participado como voluntaria junto a mi hijo en la farmacia de que soy cotitular. Aunque no hemos podido recoger todo lo deseado, la gran mayoría de las personas que entraron en nuestra botica han participado con interés, respeto y ganas de ayudar en la medida de sus posibilidades. Ha sido una mañana llena de cariño y me he llevado una grata sorpresa porque nuestro barrio ha respondido muy bien, me han dado una lección de humildad”.

Dejar un comentario

Al hacer un comentario accedo a que se instale una cookie en mi navegador.